El Tribunal de Juicio de Río Grande dictó una de las condenas más duras por abuso sexual
20 años de cárcel al acusado

El Tribunal de Juicio de Río Grande dictó una de las condenas más duras por abuso sexual

25/04/2018
E

l Tribunal de Juicio en lo Criminal de Río Grande dictó ayer una de las penas máximas en delitos de abuso sexual y fue para un hombre identificado con las iniciales AGD, quien residía en Tolhuin y que mantuvo relaciones sexuales con sus hijas biológicas, en un número indeterminado de veces, cuando estas eran menores de edad. A su vez, evadió el accionar de la Justicia, ya que estuvo durante varios meses con pedido de captura.
El Tribunal de Juicio en lo Criminal de Río Grande dictó la condena de 20 años de cárcel, previo a rechazar el planteo que hizo el defensor público, Mariano Sardi, durante sus alegatos, respecto a la presunta violación del derecho a ser juzgado en un plazo razonable, planteando la prescripción de la causa por el paso del tiempo, solicitando la absolución del imputado.
Así, los jueces Juan José Varela, Daniel Ernesto Borrone, y Sergio Manuel Diéguez; dictaron por unanimidad el fallo condenatorio, en función del pedido que fue planteado por la fiscal Laura Urquiza, quien dio por probado que el imputado fue autor penalmente responsable de los delitos por los que fue llevado a juicio.
En la parte resolutiva de la sentencia, los Jueces condenador a AGD por ser autor material y penalmente responsable de los delitos de abuso sexual con acceso carnal agravado, reiterado en un número indeterminado de veces en perjuicio de “K”; y en concurso real con abuso sexual con acceso carnal agravado reiterado en un número indeterminado de veces en perjuicio de “I”, en concurso real con suministro de material pornográfico a menor de catorce años.

Fuga y coacción

La conducta de AGD, fue merituada con agravantes, debido a que el acusado estuvo un buen tiempo fugado, evadiendo el accionar judicial. El año pasado fue recapturado en la provincia de Misiones, donde se había traslado para residir. Los Jueces no creyeron la explicación de la defensa de que el acusado nunca había sido anoticiado de que lo estaban buscando y que había medidas judiciales en su contra.
Otro hecho que sumó más agravante a la conducta demostrada por el imputado, es que durante el desarrollo de las audiencias de debate, la madre de las víctimas, prestó declaración testimonial y denunció que un familiar directo del acusado, mantuvo contacto con sus hijas, y le habría ofrecido dinero para que cambien sus declaraciones al momento de ser citadas por el Tribunal.
La denuncia de la mujer, hizo que el Tribunal de Juicio ordenara tomar copias certificadas de ese testimonio y girar las actuaciones al fiscal de turno, para que investigue el presunto delito de coacción, en el que podría quedar imputado uno de los hermanos de AGD, que fue mencionado por la madre de las víctimas.

Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me interesó
    100%
    1 voto
  • No me interesó
    0%
    0 votos