Un ave superó volando la distancia entre la Tierra y la Luna
EL 19 DE JUNIO DE 2012

Un ave superó volando la distancia entre la Tierra y la Luna

19/06/2019
E

l B95, un playero rojizo anillado por científicos argentinos, todos “los años viaja desde Río Grande (…)  hasta el Ártico canadiense: recorre unos 32.000 kilómetros y se estima que tiene más de 19 años; ya viajó entonces más de 576.000 kilómetros. De la Tierra a la Luna hay 384.400, distancia que sobrepasó para el asombro de los especialistas” (Clarín, 19/6/2012).
A pesar de su aparente fragilidad, pesa apenas 200 gramos, tiene en su haber migratorio 19 temporadas de vuelos entre ambos extremos del hemisferio americano.
Patricia M. González, una bióloga que vive en San Antonio Oeste, fue la encargada de seguirlo, cada temporada “lo busca en las playas con su telescopio. Casualmente, también es la científica que logró el avistaje más reciente (…) en una playa de New Jersey”. Ella tenía a su cargo los trabajos de investigación sobre los playeros rojizos, como miembro de la Fundación “Inalafquen” y coordinadora sudamericana de la entidad holandesa “Global Flyway Network”.
“Hay muchas especies de aves migratorias que recorren distancias enormes, por ejemplo el gaviotín ártico y muchas aves pelágicas, como albatros de diferentes especies. Sin embargo, las aves playeras son capaces de volar más de 8 mil kilómetros sin parar para descansar o alimentarse. B95 es uno de los playeros rojizos más viejos conocidos en América”, explicó González.
“Algunas personas lo llaman ‘Moonbird’, el ave de la Luna (por esa relación de sus kilómetros de vuelo con la distancia Tierra-Luna), eso me impactó”, sostuvo desde Estados Unidos Phil Hoose, un famoso conservacionista y escritor estadounidense, que presentó un libro sobre la vida de B95. “Lo que más me conmueve es su enérgica determinación contra viento y marea. Cuando nació, hace casi 20 años, había cuatro o cinco veces la cantidad de playeros rojizos. Pero “mientras otros mueren, él sigue arreglándoselas completando vuelos maratónicos año tras año”. Posee una misteriosa combinación de poder y delicadeza, de fortaleza, adaptabilidad y viveza. ¡Es un súper pájaro!”, resumió Hoose.
El dato de su merma poblacional no es un dato menor. “Según la Red Hemisférica de Reservas para Aves Playeras (RHRAP), el número de estas aves disminuyó drásticamente en los últimos 20 años. La población, hace dos décadas, se calculaba entre 100 mil a 150 mil individuos; en 2010 estimaban entre 18 mil y 33 mil” (op.cit.).

Autor : Bernardo Veksler
Etiquetas
Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me interesó
    100%
    20 votos
  • No me interesó
    0%
    0 votos